2016-11-15

Etiquetas

No dudemos en buscar a Cristo Jesús, Él se deja encontrar por nosotros y quiere habitar en nuestra casa, pero no desfallezcamos en su búsqueda, sin importar la situación en la que nos encontremos. Seamos verdaderamente agradecidos con Él, no dudemos de su amor incondicional para con nosotros. Perdonemos siempre a nuestro prójimo (Evangelio del día: Lc 19, 1 – 10).

2016-11-14

Etiquetas

No dejemos de pedirle a Dios por nosotros, Él quiere estar a nuestro lado, quiere que estemos sanos por completo. No prestemos atención a aquellas personas que nos quieren impedir llegar a Él, esforcémonos cada vez más por llegar a Él, para que así podamos ver los milagros que Él hará en nosotros (Evanvelio del día: Lc 18, 35 – 43).

2016-11-09

Etiquetas

(De la homilía de un autor del siglo segundo) Estemos en todo momento en expectación del reino de Dios, viviendo en la caridad y en la justicia, pues desconocemos el día de la venida del Señor… Hagamos penitencia y obremos el bien… Purifiquémonos de nuestros antiguos pecados y busquemos nuestra salvación arrepintiéndonos de nuestras faltas en lo más profundo de nuestro ser. No adulemos a los hombres ni busquemos agradar solamente a los nuestros: procuremos por el contrario, edificar con nuestra vida a los que nos son cristianos, evitando así que el nombre de Dios sea blasfemado por nuestra causa (Evangelio del día: Jn 2, 13 – 22).

2016-11-08

Etiquetas

(De la homilía de un autor del siglo segundo) Hagamos penitencia mientras vivimos en este mundo… Cumplamos la voluntad del Padre, guardemos casto nuestro cuerpo, observemos los mandamientos de Dios, y así alcanzaremos la vida eterna… Amémonos, mutuamente a fin de que podamos llegar todos al reino de Dios. Mientras tenemos tiempo de recobrar la salud, pongámonos en manos de Dios, para que él, como nuestro médico, nos sane (Evangelio del día: Lc 17, 7 – 10).

2016-11-07

Etiquetas

​(De un autor del siglo segundo) Confesemos a Dios con nuestras obras, amándonos los unos a los otros. No seamos adúlteros, no nos calumniemos ni nos envidiemos mutuamente, antes al contrario, seamos castos, compasivos, buenos; debemos también compadecernos de las desgracias de nuestros hermanos y no buscar desmesuradamente el dinero. Mediante el ejercicio de estas obras confesaremos al Señor, en cambio no lo confesaremos si practicamos lo contrario a ellas. No es a los hombres a quienes debemos temer, sino a Dios… Luchemos, pues sabemos que el combate ya ha comenzado y que muchos son llamados a los combates corruptibles, pero no todos son coronados, sino que el premio se reserva a quienes se han esforzado en combatir debidamente. Combatamos nosotros de tal forma que merezcamos todos ser coronados. Corramos por el camino recto, el combate incorruptible, y naveguemos y combatamos en él para que podamos ser coronados; y si no pudiéramos todos ser coronados, procuremos acercarnos lo más posible a la corona (Evangelio del día: Lc 17, 1 – 6).

2016-11-04

Etiquetas

(De las disertaciones de San Gregorio de Nacianzo, obispo) Dios nos pide cosas insignificantes y promete en cambio grandes dones, tanto en este mundo como en el futuro, a quienes lo aman sinceramente. Sufrámoslo, pues, todo por Él y aguantémoslo todo esperando en Él; démosle gracias por todo; encomendémosle nuestras vidas y la de aquellos que, habiendo vivido en otro tiempo con nosotros, nos han precedido ya en la morada eterna (Evangelio del día: Lc 16, 1 – 8).

2016-11-03

Etiquetas

Recibamos y perdonemos a aquellos que nos han heecho daño, perdonemos con sinceridad a todas esas personas. Recordemos también que cada uno de nosotros somos pecadores, arrepintámonos de los errores que hemos cometido, visitemos a Cristo Jesús en el confesionario, reconciliémonos con Dios y vivamos con misericordia (Evangelio del día: Lc 15, 1 – 10).

2016-11-02

Etiquetas

Recordémos siempre ayudar a los más necesitados, no olvidemos asistir a aquellos que son olvidados por la sociedad, a los hambrientos, al enfermo, al desnudo, al sediento, a los encarcelados, pues por medio de ellos obtendremos la vida eterna (Evangelio del día: Mt 25, 31 – 46).

2016-11-01

Etiquetas

(De los sermones de San Bernardo, obispo) Despertémonos, por fin, hermanos; resucitemos con Cristo, busquemos las cosas de arriba, pongamos nuestro corazón en las cosas del cielo. Deseemos a los que nos desean, apresurémonos hacia los que nos esperan, entremos a su presencia con el deseo de nuestra alma (Evangelio del día: Mt 5, 1 – 12).