Etiquetas

Ay de ustedes cuando todo el mundo los alabe, porque de ese modo trataron sus padres a los falsos profetas (Lc 6, 26)… Y quienes son los profetas falsos? Son aquellos que dicen las cosas que los demás quieren escuchar, sin decir aquello que Dios quieren que digan; son aquellos que se hacen pasar por profetas, pero Dios realmente no les habla; son aquellos que no denuncian la maldad sino que la celebran para no caer mal o los demás, y así ganar puestos importantes.

Ay de nosotros si el mundo nos alaba, porque ya nuestra paga ha sido dada, porque nos convertimos en falsos profetas, porque no llevamos el plan de Dios, porque no vivimos el Evangelio, porque estamos haciendo lo que el mundo quiere y no lo que Dios nos manda; ay de nosotros si el mundo nos alaba, porque hemos almacenado riquezas en este mundo y no en el Reino de los Cielos, porque buscamos el consuelo de este mundo y no el consuelo de Dios.

Ser tanto, mis amadísimos hermanos, no vivamos pensando o atesorando bienes aquí, sino más bien atesoremos bienes eternos, visitando enfermos, ayudando a los más necesitados, dando de comer al hambriento y de beber al sediento, sufriendo junto con quién sufre, siendo pobres y humildes de corazón, para que así, el último día, el día de la resurrección eterna podamos estar junto a Cristo Jesús.

Anuncios