Etiquetas

, ,

Yo les aseguro que si no cambian y no se hacen como los niños no entrarán en el Reino de los Cielos (Mt 18, 3)… Y como es un niño? Acaso los niños son altaneros? O los niños son groseros? O acaso los niños son racistas? O es que los niños buscan la destrucción de su entorno? Definitivamente no son así, nosotros, los adultos, les enseñamos a ser así, a tener rencores, a ser vengativos, a ser altaneros, a discriminar a les demás personas.

Los niños tienen una pureza inigualable, por eso que el Señor nos dice, quién no sea como uno de ellos (los niños) no entrará en el Reino de los Cielos, porque ellos no guardan rencor, porque ellos ven a las demás personas iguales a ellos, no discriminan por nada, ni raza, ni color, ni sexo, ni religión.

Por tanto, mis amadísimos hermanos, no enseñemos a los niños el odio y la venganza, al contrario, aprendamos de ellos el amor y el perdón, que son la base fundamental de cristianismo, son las bases fundamentales que Cristo Jesús nos dejó, que nos amemos unos a otros, incluso a nuestros enemigos, y que perdonemos no sólo siete veces, sino hasta setenta veces siete.

Anuncios