Etiquetas

Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo; el que coma de este pan vivirá para siempre (Jn 6, 51)… Cual es ese pan que nos ofrece Jesús? De donde proviene ese alimento? Como podremos vivir para siempre? Como así que Él es el pan vivo bajado de Cielo?

Los primeros judíos comieron el maná en el desierto, y sin embargo, murieron; murieron porque no creyeron en quien los había sacado de la esclavitud, murieron porque aunque habían visto los prodigios del Señor no enderezaron sus vidas, no enderezaron sus corazones; pero Cristo Jesús quiso encarnarse para que de esa manera sellar una nueva alianza por medio de su Cuerpo y de su Sangre, alianza sellada en la última cena con los apóstoles, alianza sellada con pan y vino, pan transformado en su Cuerpo y vino transformado en su Sangre.

Por eso, mis amadísimos hermanos, vivamos intensamente cada Eucaristía, escuchemos todo cuanto nos dice el Señor en cada Eucaristía, y comamos con dignidad el Cuerpo de Cristo Jesús, que es el alimento que nos conduce a la vida eterna.

Anuncios