Etiquetas

​No seamos avariciosos, no busquemos las riquezas de este mundo, al contrario, busquemos aquella riqueza que nos lleva a la vida eterna, busquemos ser ricos en la vida eterna y no en este mundo (Evangelio del día: Lc 12, 13 – 21).

Anuncios